modelo-de-trabajo-hibrido-equilibrado-productividad-empleados

La mayoría de las organizaciones a nivel global han experimentado importantes incrementos de productividad en el tercer trimestre de 2020 al permitir que los empleados trabajen de forma remota. Sin embargo, a los empleados les afecta la sensación de estar “siempre conectados”.

Encontrar el modelo operativo adecuado para un enfoque híbrido más equilibrado será esencial en los departamentos de RRHH para mantener la productividad y beneficios del trabajo en remoto. Clic para tuitear

Por ello, si las empresas quieren seguir manteniendo los beneficios del trabajo remoto, y poder gestionar las expectativas de los empleados, tienen la obligación de encontrar el modelo operativo adecuado para un enfoque híbrido más equilibrado. Para ello, los responsables deben cuestionar la eficacia de las estructuras existentes y romper las barreras entre los equipos y las murallas entre departamentos, según lo revela el informe del Capgemini Research Institute ‘El futuro del trabajo: del modelo remoto a uno híbrido’.

AUMENTO DE LA PRODUCTIVIDAD

En concreto, el informe destaca que un 63 % de las empresas experimentó un aumento de productividad de sus trabajadores durante el tercer trimestre de 2020 gracias a la reducción de tiempos de desplazamiento, horarios de trabajo flexibles y la adopción de herramientas de colaboración virtuales eficaces.

Cabe destacar que las funciones digitales y de TI (68 %) son las más beneficiadas en cuanto a productividad, seguidas por el servicio al cliente (60 %) y los departamentos de ventas y marketing (59 %).

Asimismo, las organizaciones prevén un aumento general de la productividad del 17 % en los próximos dos o tres años. Además, el 88 % está eliminando gastos relativos a costes inmobiliarios gracias al trabajo a distancia en los últimos tres o cuatro meses, y un 92 % calcula que el ahorro se incrementará en los próximos dos o tres años.

MODELO HÍBRIDO

Por otra parte, alrededor de tres de cada diez empresas espera que, en los próximos dos o tres años, más del 70 % de sus empleados trabajen de forma remota, frente a solo el 10 % de antes del COVID-19, y un 48 % de las organizaciones calculan que su espacio total de oficinas deberá reducirse en, al menos, un 10 %.

Además, alrededor del 45 % de los empleados esperan pasar tres días o más por semana trabajando desde lugares remotos en el futuro, lo que indica una tendencia de rápido aumento de los lugares de trabajo híbridos y colaborativos.

No obstante, pese al aumento de la productividad los empleados han expresado su preocupación por el trabajo a distancia a largo plazo lo cual plantean interrogantes sobre si los aumentos de productividad pueden mantenerse a largo plazo manteniendo un modelo de trabajo híbrido de éxito.

NUEVOS EMPLEADOS

Respecto a la incorporación de nuevos empelados a las empresas, el informe destaca que estos se sienten fuera de lugar al trabajar de forma remota y el seguimiento limitado deja al 54% de los nuevos trabajadores con una sensación de confusión y desconcierto durante los primeros días en la empresa.

Teniendo en cuenta este contexto, el informe recomienda a las organizaciones reinventar el modelo de abastecimiento para habilitar un modelo ‘entrega estés donde estés’; redefinir el liderazgo y fomentar la autonomía, la empatía y la transparencia; reinventar una cultura de trabajo ‘de confianza’ con nuevas costumbres colectivas e instalar una infraestructura digital robusta para acelerar el trabajo digital y evitar las interrupciones.

Fuente: rrhhpress.com