iberdrola-mercadona-alianza-portugal-para-carga-coches-electricos

La energética instalará 40 puntos de recarga distribuidos en los 20 establecimientos que tiene la cadena de supermercados en el país.

Iberdrola y Mercadona se han aliado en Portugal para impulsar la carga de coches eléctricos. La energética de Ignacio Sánchez Galán anunció este lunes, 5 de abril, la instalación de 40 puntos de recarga para coches eléctricos en los 20 establecimientos que tiene actualmente la cadena de Juan Roig en Portugal.

Iberdrola instalará 40 puntos de carga para coches eléctricos en los 20 establecimientos que tiene Mercadona en Portugal. Clic para tuitear

En concreto, la red de infraestructura de recarga estará operada por Iberdrola y se ampliará este año en ocho nuevas tiendas que prevé abrir Mercadona en Portugal. De momento, estos puntos están situados en los distritos de Aveiro (5), Braga (2), Oporto (12) y Viana do Castelo (1). Los puntos de recarga, ya disponibles, están integrados en la red de movilidad eléctrica MOBI.E y tienen una potencia de 22 kW.

Cabe destacar que, para acceder a este servicio de movilidad, los usuarios deberán tener una tarjeta de un proveedor de electricidad para la movilidad eléctrica (CEME). El objetivo de esta alianza es permitir que los clientes de Mercadona, que también lo sean de Iberdrola, puedan cargar su coche eléctrico mientras hacen la compra.

Sostenibilidad y servicio al cliente más eficaz

Para Pedro Torres, director de Smart Mobility de Iberdrola Portugal, ha destacado que “esta alianza nos permitirá responder a las necesidades de nuestros clientes”. “Iberdrola cree que la forma de desarrollar productos y servicios es conocerlos, entender sus necesidades y convertirlas en soluciones. Si queremos cambiar el mercado de la energía, haciéndolo más sostenible y limpio, tenemos que ayudar a los consumidores, ya que serán nuestros principales socios en esta transformación”.

Por su parte Marta Cortizas, directora regional de Obras y Expansión de Mercadona Portugal, señala que “esta apuesta de Mercadona, en colaboración con Iberdrola, permite no sólo reducir el impacto medioambiental en términos de sostenibilidad, sino también ofrecer a los clientes un servicio más eficaz y cómodo mientras realizan sus compras.

Fuente: VozPopuli.com