turismo bleisure

En un ecosistema donde los avances tecnológicos se suceden casi a diario, las empresas del sector turismo deberán monitorizar los cambios que se producen de manera continua para garantizar que son capaces de anticiparse a las necesidades del nuevo perfil de consumidor y poder crear estrategias en consecuencia. 

6 claves para adaptar la industria del #turismo al 'bleisure', el nuevo concepto que combina #trabajo y placer Clic para tuitear

Tiempo de Lectura: 4 minutos

icemdSegún el último informe de Strategy Analytics: “Global Mobile Workforce Forecast Update 2016-2022”, se estima que para el año 2022, la fuerza de trabajo móvil crezca de 1.45 mil millones en 2016 a 1.87 mil millones, representando el 42.5% de la fuerza de trabajo mundial. Así, los nómadas digitales buscan: amplias zonas comunes, habitaciones confortables, conectividad constante y café de calidad. Dicho consumidor se distingue por querer reservar, hacer check-in y planificar sus viajes a través de un asistente virtual en el móvil, y todo, mientras comparten su experiencia en las redes sociales.

Estos nómadas digitales acostumbran a combinar el tiempo de trabajo y el del placer y están impulsando un nuevo concepto; el ‘bleisure’ (business + Leisure). El número creciente de este nuevo perfil de trabajador viajero, también conocido como ‘nómada digital’ no ha pasado por alto a las empresas del sector turismo que se esfuerzan por adaptarse a sus nuevos modos, costumbres y necesidades.

Por este motivo es cada vez más frecuente encontrar en hoteles espacios de trabajo para los empresarios locales equipados con escritorios dedicados a oficinas y estudios multimedia, áreas de trabajo y co-working tanto para sus huéspedes como para visitantes puntuales, oferta de precios reducidos para las nuevas empresas, incluso hay cadenas hoteleras que se aventuran a lanzar programas de aceleración de empresas de tecnología para mejorar la experiencia del cliente en los viajes y en el sector hospitality en general.

ICEMD ha identificado las 6 tendencias emergentes que surgen como respuesta de las empresas del sector turismo, que se esfuerzan por adaptarse a las nuevas necesidades del nómada digital:

Fast & convenient

En respuesta al perfil de consumidor que viaja por negocios y quiere que le agilicen al máximo cualquier interacción que tengan que hacer con el hotel ya hay cadenas hoteleras en las que todos los servicios están automatizados a través de la tecnología. A través de wereables y con apps todo en uno, ofrecen comodidad y conveniencia a los viajeros a través de la tecnología. Esto permite la recopilación de datos sin precedentes, que deriva en una mejor personalización de productos y servicios. Así, ya hay compañías de viajes que han puesto en marcha camareros robóticos que toman el pedido de bebidas y aperitivos por adelantado, lo llevan hasta el asiento del pasajero, lo que deja más tiempo a los asistentes humanos para centrarse en cuestiones importantes como la seguridad.

Nuevos ecosistemas empresariales

La creación de sinergias entre las empresas del sector turismo se empieza a concretar en colaboraciones entre compañías que se alían para mejorar sus posibilidades de negocio como respuesta a las nuevas necesidades de los nómadas digitales. Así, ya hay compañías aéreas que conscientes de que sus pasajeros necesitarán un lugar donde hospedarse cuando lleguen a su destino desarrollan estrategias de ‘recompensar’ a sus usuarios si al contratar un vuelo, se hospedan en aquellas cadenas con las que hayan establecido algún tipo de acuerdo.

Everythin ‘on demand’

La inmediatez en la respuesta a sus demandas comienza a apuntalarse como uno de los rasgos del nómada digital. Como solución para atraer y fidelizar a este perfil emergente de trabajador móvil ya hay compañías que ofrecen reservas en el último minuto y a precios reducidos, apps que ofrecen gamificación para fidelizar a sus clientes, los cuales pueden ir desbloqueando niveles y prestaciones según las reservas que se vayan haciendo, alojamiento en hoteles de cuatro y cinco estrellas y pagar sólo la cantidad exacta de tiempo que se está allí, por minuto, es la forma en la que las cadenas hoteleras flexibilizan al máximo sus propuesta para destacar entre otras empresas del sector.

Inteligencia Artificial… Y algo más

La IA se impone en aras de la fidelización del cliente y como herramienta que haga más atractiva la estancia en las dependencias de un número cada vez mayor de cadenas hoteleras. eMarketer prevé que, para finales de 2018, 35 millones de estadounidenses utilizarán un dispositivo de asistencia activada por voz al menos una vez al mes. Por eso, ya hay hoteles con asistente virtual en todas sus habitaciones para resolver al huésped temas como encender luces, cerrar cortinas, controlar la temperatura ambiente y cambiar canales de televisión vía comandos de voz.

 The Subscription Economy

Ante la demanda de inmediatez requerida por el nómada digital las empresas del sector turismo están esforzándose por adaptarse al ritmo de sus pasos. En esa línea, ya hay compañías que han desarrollado un sistema de reservas online que ofrece a los restaurantes la posibilidad de que los comensales paguen por adelantado, ya sea el precio completo por un menú de precio fijo,  o como depósito; a la carta

Blockchain

El naciente estado del blockchain en los programas de fidelización ofrece una oportunidad para comprender el valor de la disrupción tecnológica, algo esencial para compañías de viajes, aerolíneas y cadenas hoteleras. Ante el hecho de que el nómada digital, busca aprovechar al máximo todas las propuestas orientadas a su fidelización de muy diversas compañías, el blockchain podría proporcionar solución instantánea ofreciendo el intercambio de múltiples puntos de fidelidad en una sola plataforma. Con sólo una “cartera” de puntos, los consumidores no tendrían que buscar las opciones, limitaciones y reglas de cada programa propuesto por todas las compañías que buscan su fidelización.