Los procesos de innovación son absolutamente imprescindibles en las compañías en este momento, en el que “están cambiando los modelos, las estructuras”, el propio sistema económico está resquebrajándose para aparecer uno nuevo. Hay que hacer las cosas de otra manera, y eso es innovar.

El Director de Innovación y Proyectos Internacionales de Alsa, que participó en el Think Tank de DIR&GE “La innovación como factor clave de la competitividad empresarial”, asegura que este proceso debe tener un objetivo claro, y cree que ahí está precisamente la dificultad para las compañías: “El objetivo tiene que ser práctico, medible. En el caso de Alsa, lo hemos definido como el “relleno” que necesitamos para completar lo que el business as usual no va a llegar a dar”.